Oasis

La iluminación es una ilusión

La iluminación
es una ilusión

Lo primero que diría es que no hay personas iluminadas. La palabra iluminación es incorrecta. Es como sexo, amor o Dios. Es una idea lejana en el futuro. Puede que tenga cierto valor porque puede llevar a que la gente se busque a sí misma, igual que la cima del Everest lleva a la gente a escalar montañas. En este sentido, la palabra iluminación es útil, pero se utiliza erróneamente cuando se habla de personas iluminadas. No es posible ser una persona iluminada. Esta es una idea equivocada acerca de cómo funcionan las cosas.

Se puede decir que todo el mundo está iluminado aunque yo no utilizaría esta palabra; yo diría que todo el mundo es, de hecho, la Divinidad, el Ser, la fuente de todo esto que llamamos mundo. La mayoría nunca experimentarán esto en toda su vida, o lo experimentarán solo por unos momentos.

             Casi todos hemos tenido un momento, por ejemplo en un hermoso amanecer, cuando la mente se detiene y por dentro se siente una belleza indescriptible. Esto es una muestra de lo que sería vivir sin esa película llamada “mi vida”. La mayoría de las personas están tan ocupadas con este drama que ocurre dentro de sus mentes, como si estuvieran viendo un video, que simplemente dejan pasar la vida. Cuando no estás apegado al drama de “mi vida”, entonces tu existencia simplemente se desenvuelve momento a momento, de una manera muy sencilla y no surge la cuestión de si se es o no una persona iluminada.

Así que nuestra fuente está siempre ahí, ya dada, y lo que nos impide conocerla y ser ella misma es que nos aferramos a una idea equivocada. Al menos el noventa y nueve por ciento de la población del planeta tiene esta idea equivocada.

Son muy pocas las personas que saben cuál es la idea correcta y, por lo tanto, es como si el noventa y nueve por ciento, por ser mayoría, tuvieran la razón. Hace trescientos años, todo el planeta pensaba que el mundo era plano, pero lo cierto es que no lo era. De la misma manera, se puede decir que esa idea que tiene la mayoría de la gente, la idea de que son su pequeño drama deprimente, su telenovela que sucede durante veinticuatro horas al día, ¡esa no es la vida!

¡Es trágico! La mayoría de las personas son muy infelices porque cuando vives dentro de tu historia, siempre tratas de ser feliz y eso significa que eres infeliz; pasan la mayor parte del tiempo siendo desgraciados y esperan ser felices de vez en cuando. Desean desesperadamente conseguir algo o alguien que los haga felices, ¡pero nunca suele funcionar! Las personas más infelices suelen ser los más ricos o los que tienen más éxito en la vida.

           Tienen todo lo que puedan desear por lo que tendrían que ser muy felices, pero no lo son porque las cosas no funcionan así. Esta es una idea completamente equivocada sobre cómo funciona la vida. Algunas personas, por el motivo que sea, se abren lo suficiente como para comenzar a investigar quiénes son y esas pocas personas, si tienen el valor y dedican el tiempo necesario, lo descubrirán. ¡No es tan difícil descubrir quién eres!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *